Reseña: La flor de fuego

104

Nombre: La flor de fuego.

Autor/a: Alba Quintas Garciandia.

Género: Fantasía juvenil. 

Editorial: Nocturna Ediciones.

Páginas: 296.

Precio: 15,00€

Encuadernación: Tapa blanda con solapas.


⇒ SINOPSIS ⇐


 

Nadie sabe qué ocurre en el instituto. Estudiantes y profesores corren por el edificio e intentan salir a toda costa mientras resuenan estallidos similares a disparos… Pero eso no es posible, ¿verdad?

Una chica en la calle asegura que los ha visto entrar y, sí, iban armados. Otro alumno tiembla en la biblioteca tras haber presenciado una escena que jamás olvidará. Y John…

¿Dónde está John? ¿Por qué, cuando todos se esfuerzan por huir, él recorre los pasillos en dirección a los disparos?

Tal vez él quiera contarlo. Porque esta es la historia de John. Y la historia de John es la historia de Columbine.

O quizá no tanto.


⇒ Opinión personal ⇐


 

Estaba deseando hacer esta reseña. No sabéis las ganas que tenía de hablar de este libro, sobre todo desde que leí las primeras páginas antes de su lanzamiento. Mis expectativas eran enormes. Una vez más, Nocturna  nos da la oportunidad para leer una de las mejores historias que he leído en mi vida, y claro está, en mayor parte gracias a Alba. Vayamos a ello.

Voy a ser sincera. En un inicio la portada no me llamaba para nada, y es por ese amarillo tan chillón que tenía, pero cuando conocí un poco de que iba, todo tenía su sentido y al final me convenció. Creo que es la mejor representación del libro, sin duda, pero no solo eso, sino las ilustraciones de Estefanía Portillo, que nos recrea partes de la trama y que, por cierto, son preciosas. 

No voy a enrollarme mucho hablando de lo que encontramos en el libro, porque sino, os hago spoiler y pierde la gracia y lo que hace especial a la novela.

Básicamente trata de un chico llamado John que en un viaje de la universidad a su ciudad natal comienza a recordar lo vivido en el tiroteo de su instituto, el famoso instituto de Columbine y nos lo va narrando poco a poco.

Respecto a los personajes.

Nuestro personaje principal es John, víctima de la masacre de Columbine es un chico bastante antisocial, cerrado e inseguro al que le gusta pasar desapercibido. Tiene un grupo de amigos y es él quien será el que nos guíe por nuestro viaje entre páginas. Este personaje me ha encantado. A pesar de ser un libro corto, conocemos casi al 100% su personalidad, como se siente y todo lo que pasa por su mente. y de alguna manera, llegamos a entender su actitud o su estado emocional. Pero no solo eso, sino todo el proceso que hay en torno a él y como vamos notando evolución pasados capítulos. Es, claramente, un personaje muy bien trabajado.

No sabría exactamente si añadirles como protagonistas de la historia, pero en mi opinión, lo son, precisamente porque son quienes generan toda la masacre del instituto. Chad y Landis (la recreación de Dylan y Eric) son dos chicos incomprendidos amantes de Hitler, racistas, homofobos,  apartados y quienes reciben acoso escolar día tras día en el instituto. Esto ultimo va generando un odio en su interior que tarde o temprano explotará. No voy a decir que no aborrezco a estos personajes, porque me parece repulsivo el tipo de personas que son y lo que hicieron en su momento, pero puedo comprender lo vacíos que se sintieron en ese intervalo de tiempo en el que sufrieron bullying. Creo que son unos personajes bastante interesantes, aunque no tienen excusa para hacer lo que hicieron.

También encontramos al grupo de amigos de John. Entre ellos esta Kit, el mejor amigo del protagonista y del que poco a poco se va conociendo parte de su persona y sus secretos. Creo que este es el personaje secundario que más repercusión ha tenido durante la novela, y el que, sin duda, más me ha marcado. Aparecen Tony, Noel, Gabrielle, Lucy y Emily, quienes durante la trama tienen su papel y a pesar de estar menos trabajados, llegas a cogerles cariño.

Sobre la argumentación.

No puedo decir nada malo de ella, incluso me asusta lo perfecto que puede llegar a ser este libro, pero es que no puedo decir nada malo, bueno si, y es que es demasiado corto. Hay mucho que asimilar, y pocas páginas para seguir disfrutando. 

En un inicio encontramos diferentes escenas de diferentes alumnos que van viviendo con sus propios ojos el día del tiroteo (no voy a contaros nada más, porque sino, como ya he dicho, pierde la gracia). Durante ese tiempo tuve un nudo en la garganta de lo desgarrador que era, de como se sentían los personajes, de como ocurrían las cosas, de todo lo que estaba pasando nada más empezar el libro. Y no solo ahí, sino en el resto de la historia. Con deciros que me lo leí en 24 horas, creo que lo dejo más que claro. Todo ocurre de una manera correcta, ni lenta ni rápida, solo el tiempo necesario para narrarlo, por no decir que es mucho más increíble de lo que puedes llegar a esperar o pensar. Su originalidad tal vez sea desgarradora y trágica, pero el gusto que sientes leyendo algo innovador, algo… inimaginable merece muchísimo la pena.

La narración.

Hasta ahora solo he dicho algo negativo, y no ha sido precisamente serio, sino la necesidad de tener más, de llorar más, de sufrir más, de desgarrarme con los personajes. Pero en fin, que me voy del hilo. La narración es exquisita. Su ligereza hace que en un abrir y cerrar de ojos te encuentres en la parte final de la trama y que la lectura no se haya hecho para nada densa. No puede faltar el trabajo de los personajes, que es lo mejor del libro, ¿que porqué? porque es de las primeras escritoras que leo que se centra al máximo en los sentimientos de sus protagonistas, y quien nos los deja ver para que podamos sentir con ellos. Durante la lectura he permanecido en tensión, a punto de llorar, si es que no lo hacía, con ganas de entrar en las páginas y estar con ellos. Tengo la costumbre de colocar post-its en frases que me gustan , pero es que todo el libro es un post-it enorme. Hablemos de las escenas violentas, por dios, se me ponía la piel de gallina de lo perfectamente descritas que estaban e incluso me imaginé a mi misma allí. Una narración tan cuidada que podría emocionar a cualquiera.

El final.

Lloré, mucho, por un lado por haberlo acabo y por otro por lo que ocurre durante las últimas páginas. He permanecido intrigada durante todo el tiempo pero, sobre todo, en el final. Agarraba el libro nerviosa, con un nudo en el estomago y con ganas de saber como acababa todo. Evidentemente, es un libro autoconclusivo, por lo que, es un final cerrado pero eso no le quita merito, porque lo tiene, ni más ni menos. No quiero hablar mucho más de esto. Prefiero que lo descubráis por vosotros mismo, porque es tan especial que no podría explicarlo sin spoilear a nadie.

⊗ En resumen, fui con expectativas y las superó con creces. Una historia desgarradora y trágica donde no sentirte absorto en sus sentimientos en casi imposible, donde la realidad y la ficción se juntan para plasmar lo más humano que puede existir en este mundo. Todos deberían leer este libro, no solo por su trama, sino por el mensaje o, mejor dicho, los mensajes que transmite. Increíble, enserio. ⊗

Por ultimo, y no más importante, doy las gracias a Alba y Nocturna por darme la oportunidad de leer algo que jamás me podría haber esperado. Habéis convertido La flor de fuego en una de mis novelas autoconclusivas favorita. Gracias.


Yo le doy 5 alasangres, ¿y vosotros? ¿que opináis?

8B0dD6Ol

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s